Páginas

martes, 7 de junio de 2016

1ero.

me niego a pretenderte 
no quiero que seamos para siempre
no quiero que vuelvas cuando te necesite

tampoco te quiero justa
ni ecuánime
mucho menos callada
o conforme

ven cuando quieras
cuando tengas ganas de verme
cuando te apetezca mi cuerpo
cuando me quieras mirar a los ojos
cuando quieras comer de mi plato
cuando quieras compartir tu espacio

2do.

estoy aquí para desearte un alma
desearte un camino propio
    justo como el que llevas
para mirarte mirarme
para darte comida
para descansar en tu cuello cuando me lo permitas

vine a verte ir
a disfrutarme tus vuelos

vine a aprender tu idioma

me entenderé a distancia
y disfrutaré el privilegio de haberte visto ir
y venir como quisiste
cuando quisiste

miércoles, 3 de julio de 2013

Quinta observación

He olvidado cosas fundamentales como:

Dormir
Disfrutar
Recibir
Huir
Pedir y amar


No sé como recordarlas.

Primera observación

Todas las ventanas son iguales, es más fácil pasar a través de algunas; las de metal, las miami, son particularmente incómodas.  La mayoría están sucias por sus resistencia. Al igual que el papel, lo aguantan casi todo. Lluvia, hollín, ruido, intimidad, miedo, memoria. Casi todo lo que sucede adentro esta filtrado a través de ellas.


Del otro lado, sólo sirven para asomarse.

última observación


Algún día te reconocerás en mi sin miedo ni vergüenza.

Mentira 2


Te soy honesto, a mi me daba miedo.

Mentira 1



No regresaré, esta vez es definitivo. El frío fue la primera excusa, la segunda fue el olor terrible de la cocina. La tercera y la verdadera es, que no me soportaba cuando estaba contigo. A mi,  a ti te quería, pero a mi me detestaba. El perro claro, el perro.